Hay esperanza en el amor

21/04/2019

E D I T O R I A L

Hay esperanza en el amor

Vivimos en uno de los estados más bellos y ricos del país. Ostentamos un puerto, al cual por su historia emblemática ha recibido el título de Cuatro Veces Heroico. El estado de Veracruz es reconocido a nivel mundial por sus múltiples atractivos turísticos, su cultura, gastronomía y por la hospitalidad de su gente. Sin embargo, todo este alarde se ve opacado por el contraste que ha ocasionado la delincuencia, ha pasado de ser reconocido como uno de los estados más bellos a uno de los estados más peligrosos del país. Las tinieblas tratan de opacar la luz, pero la luz brillo con más fuerza. Hoy se concluye la Semana Mayor con la celebración de la fiesta de la Resurrección de nuestro Señor Jesucristo, acontecimiento que nos permite caminar con esperanza y nos impulsa a seguir trabajando en la construcción de un mundo mejor y más justo para todos. Feliz Pascua.

 

Ser Personaje Célebre De Veracruz, Una Decisión Personal

RAFAEL RENDÓN CONTRERAS

Una frase atribuida a Piotr Ilich Chaikovski dice que “La inspiración es un huésped que no visita de buena gana al perezoso”. Si la frase efectivamente es de la autoría de este músico y compositor ruso, es lo de menos para lo que nos interesa en este texto. Lo importante es que esta aseveración es per se, una verdad que abruma y que resulta poco menos que imposible ignorarla y en el mejor de los casos, negarla. La inspiración, como cualidad creadora, demanda toda una actividad previa al momento en que se trae a la luz ese producto de bondad que se traduce en utilidad práctica o recreativa para quienes nos volvemos usuarios de esas obras que le dan una mayor calidad a nuestra vida. La inspiración no es producto de soplos etéreos o de la impresión que nos causa un paisaje nevado o un mar en calma; éstos, en todo caso, sólo son detonantes. La inspiración es una cualidad que tiene como ascendente el estudio, el esfuerzo, el sacrificio, las privaciones, los desvelos y en general, la preparación disciplinada para llegar a ese punto en que, con aparente facilidad, se puedan crear toda una serie de productos que, como especificación técnica y moral, sean ontológicamente buenos. Es entonces cuando esas obras, comienzan a ser celebradas haciendo de sus autores, personas célebres.

 

Y si bien la inspiración requiere decisión para llegar a ser una realidad, en cuanto que exige preparación y esfuerzo previos, también ocurre que esta decisión es amenazada por lo que el filósofo mexicano Emilio Uranga en su “Ensayo de una ontología del mexicano” llama la desgana en todas sus formas. Esa desgana que significa no decidir, ocurre cuando, en palabras del propio Uranga, el mundo nos lanza mensajes que alcanzan a un destinatario desatento. Por eso la clave es decidir el inicio de algo, aun bajo condiciones adversas. Parafraseando al P. Ignacio Larrañaga, se trata de iniciar un proyecto sin ganas para que nos den ganas de iniciarlo. No hay otra forma, no hay otro camino que el del esfuerzo sostenido aun cuando la obra iniciada no se vislumbre en todo lo grande que pueda llegar a ser. De hecho, la gran mayoría de las obras de personajes célebres, no fueron en sus inicios e incluso después, contempladas en toda su grandeza ni valoradas en todo lo benéfico que aportarían al entorno cercano o a la humanidad en general. Quizá por eso, en el universo del ser humano, sean cuantitativamente menos los personajes considerados célebres que esas personas que en el lenguaje popular son consideradas comunes y corrientes.

 

La celebridad de lo que se produce, entonces, no tiene que ver con razas, ni con posición económica, ni con creencias, ni con ideologías, sino con ese momento fugaz pero brillante en el que decidimos iniciar un proyecto.

Nuestro estado de Veracruz, es cualitativamente grande por la abundante presencia de personajes que tomaron su decisión, al mismo tiempo que vencían esa desgana; se prepararon, se sacrificaron, visualizaron un bien superior al que visualizaba el común de la gente, y aportaron grandes obras que han hecho la vida más fácil, más productiva, más llevadera, con una mayor calidad. Nunca habrá la seguridad absoluta de mencionar a todos los que han sido celebrados por sus obras, es decir, a los que son jubilosamente célebres. Sin embargo, sabemos que sus aportaciones en diferentes campos han sido claramente un abono al orgullo, a la riqueza cultural, al progreso científico.

 

Hoy, reconocemos como personajes célebres a todos los que se han destacado en algún campo de la vida humana, entre ellos: Francisco Gabilondo Soler, por marcar nuestra infancia con sus sabias canciones; Carlos Arturo Carrillo Gastaldi, por su defensa y aportación a la práctica docente; Agustín Lara Aguirre, por sus bellas canciones que poéticamente describen a nuestro estado; Salvador Díaz Mirón, por enseñarnos la importancia de seguir cantando aun en la adversidad, confiando en nuestras alas; Sergio Galindo Márquez, por sus bellas novelas como La Comparsa y El Hombre de los Hongos; Pedro Rendón Domínguez, por su apoyo generoso y desinteresado a los ancianos y a los más pobres; María Enriqueta Camarillo por sus bellos poemas y narraciones; Mons. Sergio Obeso Rivera, por su ejemplo de sencillez y generosidad en su ministerio, y muchos, muchos más…

 

Veracruz: Fundación y defensa

JUAN FERNANDO SÁNCHEZ

El 22 de abril de este año es el quingentésimo aniversario de la fundación de Veracruz. Un 22 de abril de 1519, Hernán Cortés llega al territorio al que llama la Villa Rica de la Vera Cruz. Con su tripulación establece el primer ayuntamiento de América a la usanza española. Villa porque así se les llama en España a lo que nosotros conocemos como municipios; Rica por la riqueza que buscaban, Vera porque se refiere a la Verdad y Cruz porque el 22 de abril de 1519 era un viernes santo. Fue Fray Bartolomé de Olmedo el primero en celebrar un rito cristiano en territorio veracruzano.

 

En este evento fundacional hay varias tensiones: el deseo por las riquezas, de ahí el pleito que Cortés trae con Diego Velázquez; el deseo de evangelizar a todos los nativos cuyos ritos asustan a los españoles; un territorio mítico que se encontraba en búsqueda de la verdad, conformado por el grupo dominante de los Mexicas y distintas comunidades indígenas que buscaban la independencia y se mostraban molestos con los Aztecas o Mexicas o Nahuas.

 

Un estudio general, aunque no por ello superficial, lo encontramos en: Veracruz, historia breve, de Carmen Blázquez Domínguez, Yovana Celaya Nández y José Manuel del Toro, 2010, Colegio de México.

 

Curioso dato. Un 21 de abril de 1914, el puerto de Veracruz fue escenario de tensión política o diplomática entre México y Estados Unidos de Norte América en el contexto de la Revolución Mexicana. Se trata de la segunda invasión norteamericana a la nación mexicana. Cuando el personal de la Escuela Naval y la población en general observaron que embarcaciones de marines norteamericanos arribaban al puerto de Veracruz sin previo aviso, no tuvieron otra opción que defender el Puerto. Mientras los marines disparaban cañones, nuestros patriotas defendían con metralletas, pero no pudieron hacer mucho más que entretenerlos algunas horas ya que los extranjeros eran muchos y poseían armamento que superaba al de los mexicanos. Es en esta defensa donde José Azueta y Virgilio Uribe, cuyos nombres llevan las principales calles del centro del Puerto, murieron de forma heroica defendiendo su ciudad, entre otros. Es por esta defensa que la ciudad de Veracruz es 4 veces heroica.

 

Los norteamericanos invadieron el territorio hasta noviembre de 1914, fecha en que Venustiano Carranza era encargado del Poder Ejecutivo como primer jefe del ejército constitucionalista.

 

500 años de fundación y 105 de la defensa histórica. Esta conmemoración significa, ante todo, una mediación. Una mediación entre la nación que formamos ahora y su pasado. La historia nos recuerda los eventos, la filosofía nos da la actitud para tratar la historia, no como vencidos ni como ganadores sino como personas que buscan la verdad. Saber de nuestras raíces y la conformación de nuestra historia es fundamental para proyectarnos en el futuro y por supuesto, para darle sentido a nuestra existencia y a nuestra sociedad. 

 

ANIMA VERBI:

 JUAN PABLO ROJAS TEXON

 

Las últimas palabras de Cristo en la cruz, según la versión Vulgata del Evangelio de san Juan (19, 30), fueron: “Consummatum est!” (frase formada con el adjetivo latino consummatum, ‘cumplido’, y la tercera persona de presente de indicativo del verbo esse, ‘ser’, ‘estar’), a saber, “[¡Todo] está cumplido!”. En ellas gravita la obra del Padre, que es la salvación de la humanidad por el sacrificio del Hijo, tal como lo anuncia la Escritura. También aluden a una nueva liturgia cósmica para la cual la cruz será en adelante la única verdadera glorificación de Dios. Así pues, dichas palabras constituyen una síntesis del ministerio de Jesús por el mundo y de su amor inagotable que eleva hacia el Altísimo.

 

ESTO YO NO LO SABÍA…

Raíces del cristianismo en México

JORGE FLORES SANCHEZ

 

Muchos son los fieles que pertenecen a la religión cristiana en México, en sus múltiples denominaciones, pero pocos saben cómo fue el origen y quiénes fueron los protagonistas de las primeras evangelizaciones en nuestro país. Transcurría el tiempo de 1492 cuando los europeos pisaron tierras americanas, fue la etapa de la historia denominada el Descubrimiento, que ocasionaría posteriormente la Conquista. Al lado de los soldados europeos venían los primeros misioneros de la Orden Franciscana (1524), también conocidos como los “Doce apóstoles” de la Nueva España, a semejanza de los 12 apóstoles de Jesús, entre los que se encontraban, Fray Martín de Valencia, Toribio de Benavente, Francisco Soto, entre otros. Mismos que de manera ordenara y metódica comenzaron a esparcir la semilla del cristianismo en tierras mexicanas. La llega de los misioneros franciscanos, el martirio de los tres niños santos Tlaxcaltecas, las apariciones de la Virgen de Guadalupe y el indio Juan Diego, gestaron los comienzos de lo que hoy conocemos como la historia cristiana en México.     

 

… PERO AHORA YA LO SÉ.

 

 

FRASE DE LA SEMANA: “La medida del amor es amar sin medida”. San Agustín

 

 

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload

Seminario Arquidiocesano de Xalapa

"San Rafael Guízar Valencia"

Curso Introductorio, Filosofía y Teología

Prol. Boulevard Diamante No. 360

Col. Pedreguera, Molinos de san Roque

(U.H. FOVISSSTE) Xalapa, Ver.

Tel: 8 40 06 57

8 14 05 25

8 90 36 41

Correo electrónico:

saxpagina@gmail.com

seminariodexalapa@mail.com

Instituto de Estudios Superiores

Rafael Guízar Valencia

Facultad de Filosofía

Tel: 8 40 79 59

correo: iesraguiv@hotmail.com

Pastoral Vocacional

Av. Camacho No. 73, Xalapa, Ver.

Tel: 8 17 50 07

 

Seminario Menor

Av. Camacho No. 73, Xalapa, Ver.

Tel: 8 17 50 06